SÁBADO DE AUTODENUNCIA

Este sábado la denuncia es para mí. No he tenido tiempo para preparar un post de denuncia de calidad. Me he liado.  He tenido que salir a las 12:00 a recoger las hortalizas para el ganador del concurso de canciones de la Rehdmad de Navidad.

Primero a Cantarranas donde he suplantado ante un guarda de seguridad la identidad de un compañero para que me dejase entrar en los viveros de la UCM. Se ha notado mucho en mi tartamudeo que no era quien decía ser.  Tampoco ha ayudado  que me presentase con un nombre distinto al de Pablo, que era el nombre de la persona que le dijeron al guarda que pasaría a recoger unas lombardas. Si es que no sé mentir.

Después he pasado  por el Campo de la Cebada. Allí he echado una coliflor a la bolsa y he pegado la hebra con Talma, josé Luis y Manu, que me han mostrado la zona de aromática que han acondicionado recientementeo. Os recomiendo visitarla.

A las 14:00 me he ido al mercado de San Fernando. Me he tomado unas cañas con mi amiga Ana. Iban a ser un par, pero he empezado a encontrarme gente. María, Julio y Clara de Ésta es una plaza, a Alberto de Tabacalera con su familia, a Julia de la Cooperativa Germinado en su puesto del mercado.

Me han dado las 16:00.  ¿Compramos algo y vamos a comer a mi casa? Me ha dicho Ana. Dos filetes de lomo de ternera (rezaré dos Ave María como penitencia), dos quesos curados, vino y pan. Buenísima la carne. Después ha encendido la chimenea y no había forma de salir de allí. Entre el humo (la chimenea no tiraba bien) y lo a gustito que se estaba, no veía el momento. A las 19:00 el banco de humo ha desaparecido y me he ido porque ella iba a ver a Israel Galván con Juanma, un amigo que ha venido de París, al Palacio Real.

Y ahora estoy escribiendo esto, pero me tengo que volver a ir. Hemos quedado para tapear a las 22:00 que ya habrá terminado Israel Galván de dibujar su baile. Así que meto las hortalizas en la nevera y pongo esta canción de Nacho vegas para que  por lo menos alguien denuncie algo con sentido.

Anuncios