TARZÁN Y SU HIJO PINTAN CON ACUARELAS EN ESTA ES UNA PLAZA

He disfrutado mucho con el cine, pero también me ha hecho mucho daño. En mi etapa de educación escolar no practicábamos la conversación ni el debate en las clases de Lengua, estudiábamos mediante el método de lectura comprensiva, así que los fines de semana cuando quedaba con la pandilla sólo nos relacionábamos repitiendo frases o sonidos que se nos habían quedado grabados en el neocortex en alguna de las salas de barrio de doble sesión.

Yo era muy primitivo y elegía siempre la comunicación onomatopéyica. Mi primer fonema de aproximamiento hacia Paquita, mi primer amor platónico (era calcada a Pipi Calzaslargas), fue el grito de Tarzán: aaaaahhhhhhhhhhhh. Evidentemente Pipi me despachó con una mirada de asombro mezclada con lástima, me abofeteó con una de sus coletas y se alejó con su caballo.

Con el paso de los años fui añadiendo fonemas a mis mensajes de cortejo. La segunda gran fase que me acompañó, ya como veinteañero, fue “Luk, soy tu padre”. Acercaba la mano ahuecada sobre mi boca , exhalaba el aire y la pronunciaba en un tono grave. Cuando conocí a Teresa, mi segundo amor platónico, en un ramalazo de creatividad fui capaz de cambiar parte del mensaje conservando el mismo tono cavernoso: “Teresa, quiero ser tu amigo”. Evidentemente Teresa aplicó el lado oscuro de la fuerza y no volvió a dirigirme más la palabra.

No quiero que mi hijo reproduzca mi falta de comunicación y empatía hacia sus futuros amores platónicos, así que este fin de semana le llevaré a Esta es una plaza para que vaya adentrándose en el terreno de la inteligencia emocional.

 El Sábado a las 20:30 programan cine para los más jóvenes. Primero una sesión de dibujos animados para los más pequeños. A las 21:00 un clásico, Tarzán y su hijo.

 Imágenes integradas 5

No le voy a prohibir que grite el ahhh de Tarzán mientras se sube por los árboles de la plaza, pero antes de eso le sugeriré que se presente a Jane como es debido, sin gritarle a los oídos y compartiendo su bocadillo de mortadela.

Antes de irnos le preguntaré a la madre de Jane si vendrán el domingo 22 a las 17:30 al taller de dibujo que en el mismo lugar impartirán un botánico y una acuarelista para iniciarnos en la apasionante disciplina del dibujo botánico.

Como hará falta traer tus propias acuarelas y a nosotros nos sobra un par, se las ofreceremos por si deciden compartir una agradable tarde de dibujo con Tarzán y su hijo.

Imágenes integradas 2

Anuncios